viernes, 21 de septiembre de 2012

QUERIDA CRISTINA, TENEMOS QUE HABLAR ...

Ante las brutales medidas que el Desgobierno de Rajoy está tomando contra el pueblo español: ruina económica y desaparición de nuestro derechos personales y sociales, un grupo cada vez más numeroso de gente ha tomado la sabia determinación de levantar sus posaderas del sofá y salir a la calle a prostestar. La delegada del Gobierno en madrid, Cristina Cifuentes, ha tomado unas medidas incostitucionales y de una brutalidad indecible.

Comenzaron el 15 S y ahora están preparados para el 25 S. 
De entrada han fichado ilegalmente a buena parte del Movimiento 15 M. Uno de sus miembros,  Stéphane M. Grueso (@fanetin) le ha escrito una sabrosísima carta a Cristina Cifuentes donde adjunta una serie de denuncias al Ministerio del Interior, el de Justicia, la propia Delegación del Gobierno, la Dirección General de la Policía, la Agencia de Protección de Datos.... con los cuños respectivos de fecha de entrada.....adjuntando todas las denuncias a la carta dirigidas a la propia Cristina.

Lo ha publicado el diario.es. Y la intención es la difusión de la misma con la finalidad de concienciar a la ciudadanía para que despegue sus posaderas del sofá y decida sin miedo y con el convencimiento de que tiene razón salir a la calle a protestar por estos abusos de este desgobierno contra el pueblo español.

Ahora o nunca. Si no queremos acabar como Grecia, Portugal, Irlanda o Italia, movilícemos. Justos podemos.
Reproduzco aquí la mencionada carta y os pido por favor que la difundáis por toda España, amigos conocidos, desconocidos, todo el mundo debe ser sabedor de la verdad. Gracias.


Aquí tenéis la carta:


Querida Cristina, tenemos que hablar... (EPISODIO DOS)
Segunda parte de mis desencuentros con Doña Cristina Cifuentes, Delegada del Gobierno en Madrid.
20/09/2012 - 08:18h
·          
·          
Solicitud de acceso a datos personales del archivo PERPOL
Solicitud de acceso a datos personales del archivo PERPOL
Querida Cristina,
Han pasado unos días y veo con alegría que has tomado con seriedad mis comentarios sobre tu inactividad ante la grave amenaza que suponía el golpe de Estado, ése que tú misma sugerías y que yo pensaba que sólo iba a ocurrir en tu cabeza, y ya has pasado a la acción, aunque, la verdad, no sé si has acertado en la forma.
El detener arbitrariamente a cuatro personas en una manifestación comunicada de cientos de miles de personas por enseñar una pancarta no sé si es lo mejor que habéis hecho, la verdad. El hacerlo delante de decenas de testigos con sus molestos teléfonos móviles que graban en HD y con ese sonido tan bueno… El haberos llevado a los detenidos a Canillas, sede de la unidad antiterrorista cuando el procedimiento habitual ante una identificación de esas características sería resolverlo en la comisaría más cercana (tengo entendido), y hay una como a 200 metros… El haber tenido testigos incómodos como parlamentarios regionales de la Comunidad Valenciana. El que de los cuatro detenidos, sólo dos fueran de los portadores de la pancarta en cuestión, y de los otros dos, una era una sindicalista afiliada a CC.OO. que pasaba por allí, y ¡sorpresa! se paró a defender la libertad de expresión de sus conciudadanos… (¡Olé ella! por cierto). Pues Cristina, disculpa, si no fuera todo esto tan grave y tan de violar derechos fundamentales de los ciudadanos sería hasta gracioso y como de Mortadelo y Filemón, ¿no te parece? Y en esta línea al día siguiente, a lo Juez Dredd, en una reunión de 30 ó 40 personas en el Retiro que estaban hablando de política y preparando las movilizaciones ciudadanas del 25S, de repente aparecen dos furgonetas de la policía nacional y empiezan a tomar los datos de los presentes. Sí, ese domingo podría haber alrededor de 50 reuniones de más de 20 personas en el Retiro, Cristina, pero fueron precisamente a ÉSA. ¡Qué cosas…! Fíjate que algunas de las personas presentes piensan que tal hostigamiento policial es delito, y fueron por la tarde a presentar denuncia a los juzgados.
Mira, parafraseando un poco a los integrantes de la plataforma del 25S, eres una máquina de crear ciudadanía. Te cuento un caso real y concreto, Cristina. El caso de una ciudadana para la que trabajas, una de las que te paga el sueldo y sí, no suena muy bien, pero es así: una de las personas A LAS QUE SIRVES. Es una historia de cambio que no empezó el domingo en el Retiro, pero estoy seguro de que sí que tuvo entonces un punto de giro y creó una mejor ciudadana, y todo gracias a ti, Cristina.
Te hablo de la madre de una amiga, sesenta y tantos. Toda la vida trabajando en el comercio. Rehaciendo su vida ahora después de un doloroso divorcio. Pinta, se interesa por su hija, se tiñe el pelo, sale, aprende. Eso del 15M le ha llamado la atención y, desde el año pasado, sale a la calle a ver qué pasa y ha empezado a interesarse por los asuntos comunes. De momento de una forma más bien pasiva. Es una mujer razonable, atenta. Ese domingo se enteró de que “había algo del 15M en el Retiro”. Se pasó por la reunión a escuchar, aprender, conocer gente… Y con la aparición de la policía pasó miedo. Le dejó su número de móvil a una persona para que la llamara por si necesitaba que testificara, tuvo una conversación tensa con un policía que le vino a decir: “Señora, como pase de aquí la identifico…”. Y por la tarde, se acercó a Plaza de Castilla a ayudar en la denuncia colectiva ante al atropello a sus derechos civiles.
Sí, esa señora que seguramente no sabe lo que significa la palabra sedición. Que no debe de haber cometido un delito en su vida. Esta señora... nunca va a tirar una piedra a nadie, claro, pero Cristina, se ha activado. Mejor dicho, la has activado. La has convertido en una mejor ciudadana. La has sacado de casa. Se preocupa por sus vecinas y vecinos y ahora va a poner lo que pueda de su tiempo y esfuerzo en ayudarlas. El 25S, y lo que es mucho mejor: todos los días de después. Gracias Cristi.
Pero qué descortesía hablar sólo de ti… ¡Discúlpame! Te voy a contar un poco lo que he estado haciendo yo estos días.
Te acordarás de aquel otro asuntillo que teníamos pendiente, sí, las famosas listas, donde, por cierto, supongo que habréis anotado a los identificados el domingo en el Retiro.
Pues te cuento Cristina. Como te anuncié, documentándome un poco en internet rehice la carta y me fui de registros. Podía haber consultado a un jurista o presentado denuncias más formales. De hecho varios abogados (conocidos míos y no) se pusieron en contacto conmigo para ayudarme, pero la experiencia era hacerlo solo. Un simple ciudadano sin conocimientos legales intentando aclararse con el Estado. Así que con mi mejor voluntad, y la inestimable ayuda de google, redacté un expone/solicita indicando mis temores sobre tus ficheros o listas, la ya célebre: #LaListaDeCifu.

Ah, y disculpa eso de “Cifu”, pero como usuaria avanzada ya sabes que en Twitter muchas veces se acortan palabras para ahorrar caracteres. Una vez elaborado el escrito lo deposité el pasado 11 de septiembre en los registros de los Ministerios de:
·         Justicia, dirigido al Ministro
·         Interior, al Ministro también
Tambíen dejé copia en:
·         Dirección General de la Policía, al Director General
·         Agencia Española de Protección de Datos, al Director
Sellos de entrada de la documentación entregada por el autor en los distintos registros oficiales
Sellos de entrada de la documentación entregada por el autor en los distintos registros oficiales
Y también te dejé una copia en el registro de la Delegación del Gobierno en Madrid, porque me parecía feo hacer este tipo de petición a tus compas a tus espaldas. Y para que contestes de forma oficial si manejas listas o archivos de ciudadanos activistas, cosa que me sigue pareciendo muy escandalosa, e ilegal, entiendo. Me sigo preguntando qué es lo que se hace con los datos de las personas que se tomaron el pasado domingo en el Retiro, por ejemplo.
También elaboré una petición de acceso a los datos del fichero PERPOL, a ver si estoy ahí y qué datos tienen de mí. En un mes me dicen. Los trámites en los otros registros, no sé yo…
Bueno Cristina, me despido ya. Te deseo lo mejor y toda la fuerza para acometer tus responsabilidades públicas. Recuerda que si te va bien a ti, nos va bien a todos. Y, Cristina, una última cosa. Recuerda que el sector privado está lleno de maravillosas oportunidades laborales, y otros compas de tu asambl… perdón, de tu partido no han tenido muchos problemas en encontrar buenos puestos de trabajo justamente remunerados en PYMES como Endesa, Telefónica o Eurovegas. Espero que todo te salga bien.
Sigo esperando tu carta y seguimos en contacto.
Siempre tuyo, tu muy identificado
Stéphane

p.d. Disculpa que te moleste un poco más, pero tras acabar la carta me he enterado de otra evolución en la ciudadanía de nuestra involuntaria protagonista. Pues sí, la madre de mi amiga se ha apuntado a los Yayoflautas Madrid, que como sabrás por tus informadores, tienen forma jurídica de asociación. Ha pagado sus 20 euritos de cuota (que no les sobran) y pronto la veremos andando por las calles con su chaleco amarillo defendiendo el lema de los Yayos, ese lema que me parece tan poco discutible: " No vamos a permitir que nuestros nietos vivan peor que nuestros hijos". Pues muchas gracias Cristina por conseguir eso que a veces nos resulta a los del 15M tan complicado: sacar a la gente del sofá para construir un mundo mejor. Si el 15M tuviera una cúpula, te aseguro que presentaría tu candidatura para darte un premio o algo. Gracias por participar, por construir, por ayudar. Un abrazo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario