jueves, 21 de octubre de 2010

EL PP, "TOUCHÉ" CON LA REMODELACIÓN DEL GOBIERNO

Lo más revelador es la reacción en privado  de los primeras espadas del PP en la puerta del Senado, desconociendo que estaban siendo captados por las cámaras. Allí se ha podido ver a la Sra. Cospedal junto a Arenas, con cara de auténtica preocupación, comentando la amplia proyección social que el nuevo Gobiernio tiene, así como que es el mejor de los gobiernos del presidente Zapatero. Cuando el PP manifiesta en petit comité su preocupación, hay que pensar que José Luis Rodríguez Zapatero ha acertado de pleno. La habilidad del presidente es de admirar; ha burlado a todos, y el efecto sorpresa ha producido el efecto por él esperado: hasta la problemática en torno a la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado ha pasado a un segundo plano. 

Pero en público, aunque la cara de cabreo los delatara, vociferaban aquello de los músicos, el director de orquesta y la idéntica partitura. Parole, parole.  Porque la realidad ha sido que los populares han resultado "touchés". Ante el pleno de los diputados, la reacción de Mariano Rajoy, tras conocerse la profunda remodelación del Gobierno socialista, ha sido de adivinanza con éxito de antemano. ¿Cómo va a considerar este partido de derecha extrema alguna cosa como positiva, viniendo de Zapatero. El careto de Rajoy no podía disimularse en su sermón en el Congreso de los Diputados, y, metáforas musicales aparte,  ha exigido la disolución de las cámaras y la convocatoria de elecciones generales. Nada nuevo y todo esperable. Pero esta vez ha olvidado sus juegos de palabras a lo gallego, tan propio de él; hoy no se ha detenido en sus conocidas y reiteradas tautologías: "porque esto es lo que es". No, hoy ha ido directo a la exigencia de convocatoria de elecciones YA. Su nerviosismo ante la más que probable nueva debacle electoral ha sido evidente. En escasísimo tiempo, las campanas al vuelo por verse ya de inquilino  en la Moncloa han enmudecido. Su particular  cuento de la lechera ha visto roto el cántaro, y la rabia de siempre, aunque mayormente incrementada y mostrada, se ha apoderado de los populares. El castillo en el aire que se habían montado se ha venido, de golpe, al suelo.

El día de antes, el de la barba vellida   rompió el pacto de gobierno con Coalición Canaria al convenir esta formación política  la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado con el Gobierno de España. Nada ni nadie, a juicio de estos leales políticos, que dicen ser los auténticos 'servidores'  de la España "Una, Grande y Libre", puede ni debe colaborar con Zapatero, si no es para derrocarlo ya, y pegar con cemento sus posaderas -la de ellos- en los sillones de La Moncloa. Y ahora, tras la definitiva aprobación de los presupuestos y la sorpresa del nuevo Gobierno, la bilis les puede.
Desde aquí, celebramos la inteligencia y listeza del presidente del Gobierno. Damos la enhorabuena a l@s nuev@s ministr@s, a los que les deseamos mucha suerte y no menos acierto en las decisiones que deberán tomar a lo largo de este casi año y medio que falta para las elecciones generales.

1 comentario:

  1. Excelente artículo, María Dolores. Tú siempre en la diana.
    Un abrazo.
    Joan Peris.

    ResponderEliminar