viernes, 20 de mayo de 2011

JUECES PARA LA DEMOCRACIA APOYA LA LIBERTAD


(JUECES para la DEMOCRACIA manifiesta su opinión respecto a la decisión de la JEC. La reproduzco más abajo, literalmente y en negrita)

Muchas denuncias han sido presentadas ante las Juntas Electorales por abusos del PP a lo largo de esta aburrida precampaña electoral. El PP no ha hecho caso, y nada ha sucedido.
La prohibición de la JEC suena a rancio. Nos recuerda aquellos tiempos pasados -y constantemente presentes en las intenciones de estos ultras peperos- en que los grises, a caballo, invadían la Universidad, lugar sagrado del pensamiento y la cultura, para lincharnos con insultos soeces y destrozar nuestros cuerpos con aquellas porras infames. No nos callaron. Ni nos callarán ahora en la defensa de nuestros derechos fundamentales

El PP está convencido de que el Movimiento 15M va contra él. "Es otro 11M", dice indecentemente el grosero León de la Riva.¿Por qué se sienten aludidos? ¿De qué son ellos responsables respecto a las quejas de los 'sublevados y no resignados'? 'Al que le pica ajos come', ¿no? La verdad es que tienen razón. El PP es cómplice de los robos de los Mercados; son primos hermanos unos y otros.

Ahora, Esperanza se queja de que la Libertad ocupe 'su casa'. La misma casa adonde teníamos que acudir a recoger nuestro DNI, odiosamente hurtado por los 'sociales' a la salida de las clases. No, esa no es su casa. Su aspiración, Lideresa, es apropiación indebida. Y eso es delito, por mucho que usted titule, condesa consorte.Pero, aún se atreve a más esta señora: está convocando una acampada-manifestación  ante Ferraz, sede del PSOE. Ante la disculpa de los propios, Esperanza esgrime que no ha sido más que una "coña", que a ella le gusta y le divierte hacer bromas. Muy bien, señora mía, pero eso lo hace usted en sus casita, no arengando a sus fachas.

menuda tropa

Y en esa dependencia del pasado franquista, señores del PP, don Mariano, Cospedal, Camps-ya-desnudo, y tantísimos más, son torpes para comprender que el ser humano es capaz de pensar libremente. Eso es lo que está sucediendo con el Movimiento 15M. Nadie está detrás. Sólo su propia LIBERTAD, que no es poco.

Pero el PP no puede entenderlo. Ellos, tan manipuladores, tan compra-estómagos-agradecidos, están inhabilitados para asimilar que haya personas, en el auténtico sentido del término, con competencia íntima para rebelarse contra la injusticia, la mentira y la corrupción, los únicos 'valores' que empapan el yugo y las flechas del partido de la gaviota.

El bocado de la Gürtel

No vamos a consentir que cercenen nuevamente nuestras libertades. Nos costaron demasiado de obtener, y eso que, per se, ya eran de pertenencia propia. Pero el asesino nos las robó, nos metió miedo a la madrugada, con el 'paseillo', con el fusil apuntando-¡fuego!, y abuelos, tíos, padres, maridos... ya no regresaron al calor de los besos amados. Algunos no saben que les buscamos, desconocen donde están sus propios huesos. De lo contrario nos lo dirían, y Garzón quedaría exculpado en su intento de ayuda.

La desfachatez y chulería de estos del PP necesita ser denunciada. Públicamente explicitada. La palabra, libre y consecuente, debe ser el vehículo que releve tales insidias. No es otro mi propósito.

A continuación copio literalmente el comunicado de la asociación Jueces para la Democracia. Queda claro que no toda la judicatura española está por pasarle 'la patata caliente' al Gobierno, con la finalidad de ponerlo contra las cuerdas y desgastar al máximo al Presidente de todos los españoles y al Ministro Pérez Rubalcaba.  Continúa habiendo clases.


"JUECES para la DEMOCRACIA




Ante la decisión de la Junta Electoral Central queremos manifestar, desde el máximo respeto a dicha Junta, nuestra discrepancia con su acuerdo ya que creemos que viene a crear un problema nuevo desde una interpretación restrictiva de un derecho fundamental como el de reunión tan profundamente vinculado a una sociedad democrática.


Las concentraciones que se producen en diversas plazas públicas son la manifestación de un descontento generalizado. Ese descontento tiene su origen en unas políticas neo liberales que dejan a demasiada gente en la estacada en una sociedad en que los Mercados ha suplantado demasiados espacios. Se reclama en esas plazas recuperar su derecho a participar, reflexionar y decidir. No podemos admitir como razonable que se restrinja esa voluntad esencialmente democrática.


Es cuestionable la propia competencia de la Junta Electoral Central. La competencia de esta Junta sólo se refiere a las actividades desarrolladas por los sujetos y con el objetivo que establece el art. 50.4 LOREG: es decir, por los candidatos y partidos políticos y precisamente para la captación de voto, salvo restringidamente para personas jurídicas en determinados actos. El resto de ciudadanos sostiene su derecho a protagonizar esa jornada. La ciudadanía no ve restringidos sus derechos y las personas deben disfrutar de sus derechos de participación. A ello se añade que la razón de ser de las normas deben determinar su interpretación. En este momento histórico la propia restricción de la publicidad electoral en la jornada preelectoral es cuestionable cuando se sostiene la comunicación permanente en la red. Con mayor razón cuando la intención de las personas concentradas no se puede identificar directamente con la petición de voto a una opción concreta.


Varias sentencias del Tribunal Constitucional han advertido (como último ejemplo la STC 15.11.2010) que la mera posibilidad de que una reivindicación pueda incidir de una u otra forma en el electorado se muestra como hipótesis insuficiente para limitar el derecho de reunión en período electoral. También ha dicho el Tribunal Constitucional que el hecho de que no se pueda difundir propaganda electoral ni realizar acto alguno de campaña en la jornada de reflexión, no significa que durante dicha jornada no pueda celebrarse ninguna manifestación cuyo objeto tenga algo que ver con el debate político y, por tanto, pueda influir indirectamente en las decisiones de los electores. Advierte que sólo cuando se aporten razones fundadas del carácter electoral de la manifestación, es decir cuando su finalidad sea la captación de sufragios, podrá desautorizarse la misma con base en dicho motivo.


En esta situación, JpD cree que se debería apostar de forma clara y contundente por permitir la continuidad de un movimiento plural y participativo como el desarrollado de forma pacífica por las personas que se encuentran en las diversas plazas de nuestras ciudades.


Por último, esperamos que sea la prudencia y el sentido común el que determine la forma de resolver la actual situación, rechazando de forma contundente cualquier posibilidad de acudir a vías represivas para imponer la decisión adoptada.


El Secretariado,


Madrid, 20 de mayo de 2011" 


                                                                                   





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada